domingo, 18 de abril de 2010

Incontestable Gilbert, mala suerte para el Katusha




Han tenido que pasar casi cinco meses para que el Omega Pharma-Lotto sume su primera victoria de la temporada
. No es una victoria cualquiera. En las rampas del Cauberg, Philippe Gilbert ha culminado con éxito la primera de las tres clásicas de las Ardenas, en lo que podría ser una semana inigualable para el valón. Habrá que ver cómo se desenvuelve el corredor belga en las inhumanas rampas del muro de Huy, pero, con su rendimiento de hoy queda claro que, a expensas de cómo llegue Alejandro Valverde a las dos clásicas de esta semana que restan por disputarse, es el máximo favorito en ambas. Especialmente en la Lieja - Bastogne - Lieja, porque su final en Ans, más tendido, le va mejor y la carrera llegará más seleccionada a los kilómetros finales, y porque es la carrera en la que mayor nivel de motivación alcanza en toda la temporada. Criado muy cerca del legendario Côte de la Redoute, la "Liège" es, definitivamente, "su" carrera. Gran actuación de Ryder Hesjedal, segundo, y de Gasparotto, tercero (buen fichaje para el Astaná, sin lugar a dudas). Y gratamente sorprendente el rendimiento de Bert De Waele, del impronunciable equipo Landbouwkrediet, cuarto.
Parecía que Joaquim Rodríguez, tras la forma excelente que mostró en la Vuelta al País Vasco, era favorito indiscutible a la victoria. Sin embargo, la dureza del recorrido le pasó factura al catalán y en el Gulpenberg, a menos de 30 kilómetros para la meta, perdía toda opción de ganar. Ha sufrido hasta el punto de que no ha llegado en el tiempo de control a la meta, según los resultados oficiales. Malas sensaciones de cara a la Flecha Valona y la Lieja. Rabobank llevó el peso de la carrera en gran parte de los kilómetros finales, con un Gesink que no brilló como el año pasado, y que se sacrificó por Óscar Freire. Sin embargo, al cántabro la subida final al Cauberg siempre se le hace dura. Pese a todo, el de Torrelavega llegó con opciones al último kilómetro, pues estaba en el grupo de los favoritos, pero no puede hacer frente a gente mucho más potente que él en los muros. Decimocuarto, a 17 segundos de Gilbert, y mejor español, en la línea de años anteriores. Lars Boom tuvo muchos problemas, no se encontró bien en la parte final de la carrera y no llegó dentro del control (es más que posible que abandonara). Gesink, por su parte, acabó fundido y llegó a 1:38 de Gilbert. Mal día para los holandeses del Rabobank. Karsten Kroon, noveno, ha sido el mejor de la representación "tulipán".

Los Schleck estuvieron activos en los muros finales. El Saxo Bank no endureció lo suficiente la carrera, y fue Andy quien trató de seleccionar a los favoritos en el Eyserbosweg, a 20 de meta. Frank, con más fuerzas que su hermano pequeño, apareció en los instantes finales de la carrera, pero sólo pudo ser séptimo. Tendrán dudas los luxemburgueses sobre el estado de forma del día de hoy, pero seguro que en lo que queda de semana estarán en la "pomada" por la victoria. Por su parte, destacar el gran papel de los Katusha. Falló la opción del "purito" Rodríguez, pero Ivanov y Kolobnev estuvieron pletóricos. El primero atacó muy cerca del Keutenberg, y pronto se le unieron Gilbert, Frank Schleck, Cunego y el propio Kolobnev. El belga soltó un arreón espectacular y abrió un pequeño hueco, pero fue rápidamente neutralizado. Fue entonces cuando Kolobnev lo intentó. Su fuga murió en Valkenburg, en el último kilómetro, ante el todopoderoso Cauberg. Decimosegundo Ivanov, vigésimo segundo Kolobnev, poco premio para el despliegue de los rusos. Aún así, han demostrado el potencial que tienen para la Flecha y la Lieja.

Bien los Liquigas, con Nibali comandando el grupo perseguidor para dar caza al cuarteto anteriormente mencionado y a Kolobnev. Vandenbroeck y Gesink colaboraron con el italiano en los relevos. Kreuziger, en buena forma, acabó quinto. Carlos Barredo fue el primero que lo intentó nada más neutralizar a Kolobnev. Demasiado pronto gastó sus fuerzas y acabó el decimonoveno. Muy bien Cunego, que se ha repuesto de sus problemas estomacales en el País Vasco y ha estado presente en los momentos finales. Sexta plaza para el veronés, que seguro que está muy contento con su actuación, y buenas sensaciones para lo que resta de semana.
Pero en el Cauberg el que reinó fue Gilbert. Ya lo había intentado en el Keutenberg, pero el belga derrochó toda su clase en un último kilómetro agónico que le valió la victoria. Su progresión, a lo largo de este último mes, es esclarecedora. Ha alcanzado ya el pico de forma con el que poder luchar por las tres clásicas de las Ardenas. Siempre espectacular sobre la bici, deleita a los espectadores con su potencia y su aceleración bestial en las rampas más duras. Enhorabuena para el valón, y esperemos que siga dando espectáculo en la Flecha Valona y en la Lieja - Bastogne - Lieja.

¿Qué habría sido de la carrera con Valverde y Luis León Sánchez? Hacer periodismo ficción es un ejercicio de cinismo que gusta mucho dentro de la profesión. Probablemente la carrera habría sido muy distinta si los murcianos la hubieran disputado. Es incomprensible la falta de previsión del Caisse D'Epargne, que se presentó en la salida de Maastricht con sólo ¡3 corredores! Teniendo en cuenta que a Valverde es más que probable que le sanciones por su "affaire" con el CONI en las próximas semanas, es lógico pensar que, en el estado de forma en que se encuentra, ha perdido una gran oportunidad para ganar la Amstel. Si, como parece, la dupla murciana viaja finalmente en coche al norte de Europa, veremos si la forma de ambos se resiente de tan largo viaje. Una pena su baja en el día de hoy.

En otro orden de cosas, Alberto Contador ha ganado su tercera Vuelta a Castilla y León, después de sentenciar a sus rivales en una crono de perfil bastante escarpado, en la que el pinteño arrebató el liderato a Igor Antón, que había ganado el viernes la entretenida etapa con final en el Morredero. Buenas sensaciones las de Contador, que ahora afrontará las dos clásicas ardenenses de esta semana. Su participación ha generado una enorme expectación entre los aficionados al ciclismo. ¿Será capaz de pelear por la victoria? Difícil saberlo. Yo me atrevería a decir que no tiene el suficiente fondo físico para ello, pero son carreras que, por su condición de escalador, le van como anillo al dedo, aunque no tiene el "punch" final para rematar al sprint. De la Vuelta a Castilla y León destacar la actuación de Mosquera, el ya mencionado Antón y de Soler, que en la montaña siempre es un espectáculo, cumpliendo fielmente el arquetipo del ciclista colombiano. Menchov, bastante discreto.


Por último, en la Vuelta a Turquía Giovanni Visconti, del ISD-Neri, se ha hecho con la general final, seguido de la promesa americana Teejay Van Garderen. Destacar, por encima de todo, los cinco triunfos de etapa de Andre Greipel, que lleva ya doce victorias este año, frente a una de su ¿compañero? de en el HTC - Columbia, el irreverente Mark Cavendish. ¿Habrá un nuevo cruce dialéctico entre ambos? ¿Cómo va a gestionar el equipo la dualidad entre dos hombres que casi no se pueden ver? Todo parece indicar que uno de los dos abandonará el equipo a final de año. Cavendish y el Team Sky serían una pareja deseada por todo el entorno mediático inglés. De no salir el inglés, Greipel no tendría problemas en encontrar equipo, pues el alemán es ya un ciclista de gran cotización en el pelotón.

Fotos: ispaphoto.com/Roberto Bettini

No hay comentarios:

Publicar un comentario